¿Cómo se forman los rayos?

Artículos relacionados

De acuerdo a estudios especializados, los rayos se han ubicado como la segunda causa más común de muerte por eventos naturales. Son muy poderosos y peligrosos y golpean la tierra con mucha frecuencia. La zona más propensa a las tormentas eléctricas es el sureste de Estados Unidos, veamos a continuación ¿Cómo se forman los rayos?

Relación estrecha entre la tierra y las nubes

Los rayos se producen por las corrientes dentro de las nubes que cargan las partículas de agua con electricidad estática. Cuando las cargas positivas de la tierra y las negativas de las nubes se encuentran, generan una descarga eléctrica de 100 millones de voltios. 

En verano, el aire húmedo es calentado rápidamente por el sol, elevándose así a grandes alturas. Las masas de aire se enfrían progresivamente y se desarrollan muchas gotas de agua microscópicas: Esto es igual a que se forma una nube.

Estas nubes de tormenta son muy caóticas: los fuertes vientos empujan las gotas de agua, que chocan entre sí y reciben una carga eléctrica debido a la colisión. Las partículas más ligeras del interior de la nube se elevan y se cargan positivamente. En cambio, las más pesadas descienden al fondo de la nube y se cargan negativamente.

Esto crea un fuerte campo eléctrico, que se ubica tanto dentro de la nube como también en el espacio entre la superficie de la Tierra y la nube. Esta alta tensión se descarga a la velocidad de la luz en un gigantesco cortocircuito: así se generan los rayos.

Como los relámpagos pueden alcanzar temperaturas de hasta 30.000 grados Celsius, el aire circundante se expande de forma explosiva: así se generan los truenos.

El pararrayos

Desgraciadamente, la energía liberada por el rayo no se puede atrapar, pero sí se puede desviar ligeramente con un pararrayos. Esta herramienta fue inventada por Benjamin Franklin tras numerosos experimentos con una cometa con punta de hierro. 

Franklin descubrió que la naturaleza eléctrica contenida en las nubes se descarga a través de los rayos. También se dio cuenta de que la trayectoria de la película no es recta y de que el aire que rodea a los rayos alcanza temperaturas muy elevadas. 

Los rayos producen truenos, un rugido que sólo se percibe después de ver la luz. Este fenómeno se debe a que la luz se propaga a 300.000 km por segundo, mientras que el sonido es mucho más lento, 340 metros por segundo.

¿A qué distancia están los rayos?

Un trueno viaja a la misma velocidad del sonido, a unos 330 metros por segundo. Esto significa que recorre aproximadamente un kilómetro en tres segundos.

Para saber lo cerca que está una tormenta, contamos los segundos que transcurren entre los relámpagos y los truenos que les siguen. El número de segundos dividido entre tres indica la distancia aproximada de la tormenta en kilómetros desde su ubicación actual.

Durante las tormentas también puede ocurrir que caiga granizo como precipitación.

¿Cómo protegerse de los rayos?

Las tormentas con rayos pueden causar daños en edificios y jardines. Los rayos también suponen un peligro para los usuarios de la carretera y para las personas y animales que se encuentran en el exterior ¿Cuál es la mejor manera de protegerse contra los rayos?

  • Instalar un sistema de protección contra rayos en su vivienda, a menudo hay una subvención financiera disponible.
  • Es recomendable que tanto los toldos como las persianas se levanten antes del comienzo de una tormenta.
  • Ponga su coche a cubierto o en el garaje. Los rayos pueden dañar el equipo eléctrico del vehículo.
  • Evite las sobrecargas eléctricas apagando y desconectando los aparatos eléctricos.
  • Si viajas durante una tormenta, es mejor que te quedes en el coche: éste actúa como una jaula de Faraday, protegiéndote.
  • Por lo general, las tormentas se desarrollan muy rápidamente, especialmente en las montañas: es aconsejable planificar las rutas de senderismo con suficiente antelación, incluyendo rutas alternativas en caso de tormentas.
  • Cuando practique senderismo en la montaña, evite los lugares expuestos, como picos, cúpulas, crestas, laderas empinadas y herbosas o vías ferratas.
  • Evite los árboles aislados, los bordes de los bosques, los cursos de agua, las torres de alta tensión o los puntos elevados y expuestos del terreno.
  • Refúgiese en un edificio con puertas y ventanas cerradas. Los refugios abiertos o las tiendas de campaña no ofrecen suficiente protección.

La descarga natural de los rayos se origina entre las nubes y la superficie terrestre o también inclusive entre dos nubes. La luz particular del rayo recibe el nombre de relámpago y al sonido, provocado por la onda de choque de la descarga eléctrica, trueno

Más sobre este tema

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Historias populares